lunes, 3 de agosto de 2009

Mientras tu dios dormia...

.

Al menos 185 muertos, en su mayoría mujeres y niños, en un ataque tribal en el sur de Sudán.

La mayoría de los cadáveres han sido enterrados a las orillas de un río. "El ataque fue bien coordinado y planificado... sabían exactamente a quien estaban atacando", ha dicho Yol a la BBC.

Éste es el último de los enfrentamientos tribales en esta zona del sur del país, donde se desarrollan trabajos de exploración petrolera. Los funcionarios dijeron que la mayoría de los muertos pertenecen a la etnia lou nuer, enfrascada en una guerra tribal con los murly, y que ya se ha cobrado la vida de más de 700 personas en ataques y contraataques este año.

Según las autoridades locales, aún hay cadáveres en el campo, "no sabemos aún la cantidad exacta" de muertes, ha dicho el comisionado Yol a la agencia Reuters por teléfono.

Yol añadió que la pequeña fuerza de seguridad destacada en esa área para proteger los asentamientos se vio superada por el ataque de los murly.

El presidente del sur, Salva Kiir, ha responsabilizado a los agitadores políticos que a su juicio quieren mostrar que la región sureña no se puede gobernar sola, antes de un referéndum prometido para 2011 en donde se consultará la separación del norte de Sudán.

Las dispustas tribales, en gran parte desatadas por el robo de ganado, se han visto exacerbadas por la disponibilidad de armas tras dos décadas de guerra civil entre el norte y el sur de Sudán, así como por la escasa atención política en una región escasamente desarrollada.

“Que circunstancias tan terribles contaminarían este bello planeta con una bacteria tan destructiva llamada ser humano” (Abel Desestress)