martes, 6 de mayo de 2008

41 profesores de islam para 119.000 niños


DIOS TE VA HA CASTIGAR.
El "slogan" de todas las religiones.(Abel Desestress)
El Gobierno y las comunidades incumplen la Ley de Libertad Religiosa - No han contratado el personal suficiente para enseñar las otras confesiones
España es ya el cuarto país de la UE en número de musulmanes, con un millón y medio. Muchos proceden de la inmigración, pero hay cientos de miles nacionalizados, y varias decenas de miles más son españoles procedentes de otras religiones, unos 50.000, los llamados conversos. De los que están aún en edad escolar, 119.994 han solicitado este año educación religiosa islámica, de acuerdo con la Ley Orgánica de Libertad Religiosa (1980) y lo pactado en 1992 entre el Estado y las confesiones calificadas como "de notorio arraigo", según la Unión de Comunidades Islámicas de España (UCIDE). Pero sólo hay 41 profesores para atenderlos. Es la otra cara de la libertad religiosa y de la igualdad de los españoles ante la ley. El Gobierno y las comunidades la incumplen.
Andalucía, con 16 profesores en la escuela pública y 16.801 solicitudes, es la única comunidad que parece haberse dado por enterada del problema. Ninguna otra autonomía ha hecho caso a las demandas de esta confesión. En los centros de Ceuta enseñan el Corán 10 docentes, y 11 en los de Melilla. Ésta es la realidad cuando los dirigentes de las comunidades islámicas habían acordado con las autoridades educativas que este curso habría al menos, "para empezar", 314 profesores de esa religión en las escuelas públicas españolas. "El incumplimiento de lo acordado es provocativo", lamentan. El ministerio de Educación ni asume ni desmiente los datos de la UCIDE. Sencillamente, no dispone de cifras globales. Tampoco las comunidades con estas competencias educativas transferidas. La mayoría de los padres musulmanes renuncia a dejar por escrito en los colegios la solicitud de clases de islam para sus hijos. Los directores de los centros suelen desanimarlos de antemano. Y muchos ni siquiera conocen el derecho que les asiste.