domingo, 11 de mayo de 2008

Guardaron el cadáver de una anciana porque creían en su resurrección


DIOS TE VA HA CASTIGAR. El "slogan" de todas las religiones. (Abel Desestress)
Una mujer y sus dos hijos guardaron el cadáver de una anciana durante dos meses en el cuarto de baño de su vivienda, porque un consejero religioso les dijo de que resucitaría, informaron las autoridades del estado de Wisconsin (EEUU).
Hasta ahora se desconocen las causas de la muerte de la anciana de 90 años, identificada como Madgeline Alvina Middlesworth.
Agentes de la policía llegaron a la vivienda de la familia Lewis después de que la hermana de Middlesworth denunciara que hacía días que no sabía nada de ella.
Al principio, la mujer, identificada como Tammy Lewis, rehusó permitir la entrada de los agentes a su vivienda porque, según argumentó, debía consultar primero a su "asesor religioso".
Tras pasar a la casa, uno de los agentes abrió un armario, olió "material putrefacto" y advirtió de que había algo extraño en un cuarto que parecía ser un baño.
Lewis informó al agente de que se trataba de la anciana que había muerto hacía dos meses y que Dios le había dicho que resucitaría si rezaba mucho.
La casa también olía a incienso y madera quemada, y había reliquias por todas partes y se escuchaban himnos religiosos en un aparato radiofónico, señaló.
Según un portavoz policial del sheriff del Condado de Juneau, la dueña de la casa, de 35 años, aseguró que la anciana había muerto a comienzos de marzo cuando la ayudaba a ponerse su ropa interior.